Gato se enamora de su gemelo de piedra

Este gato se enamoró de una estatua que su madre compró debido a que se parecía mucho a él, y ahora el felino disfruta de pasar tiempo a su lado.

Esta mujer compro una estatua, porque se parecía mucho a su gato y este término enamorándose ya que disfruta mucho estando a su lado.

Jenny Salzer encontró esta estatua  de piedra, aunque estaba muy descuidada y con algunas raspaduras, pero como se parecía mucho a su gato lo compro.

Ya con la estatua parecida a su gato, la mujer decidió instalarla en uno de los escalones de la entrada de su casa.

Paso el tiempo y Jenny se olvidó de su particular compra, hasta que vio a su felino junto a la estatua.

Su gato de nombre Cosmo se mostraba muy intrigado viendo la estatua, empezaba a olfatearlo y frotar su pequeña nariz.

La madre de Cosmo le dijo a The Dodo:

“¡Le encanta jugar! También le gusta acurrucarse y amasar en cualquier cosa peluda”.

Siempre se le suele ver a Cosmo estar muy interesado con su gemelo, se muestra muy afectuoso y suele sentarse a su lado. Incluso su madre lo ha sorprendido ofreciéndole algunos abrazos a la figura o frotando su cara contra la de la estatua.

Al parecer le gusta visitar a su estatua, y cuando no está afectuoso, suele sentarse a su lado y disfrutar de su compañía.

Jenny cuenta:

«Normalmente le gusta la estatua, pero antes no le había gustado tanto. A veces se sienta junto a ella”.

Sin duda Cosmo es feliz de tener a una familia que lo quiere y a su estatua gemela cerca de él.

Deja un comentario

Ad Blocker Detected!

Refresh

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad