Este perro parecía un “zombi” cuando lo encontraron, mira ahora su recuperación

Esta pareja de esposos son rescatistas de Chisinau, Moldavia, en Europa Oriental, y cuando vieron una foto de este perrito “zombi” que estaba al borde de la muerte no dudaron en rescatarlo de las calles.

Una Geiger y su esposo, tenían mucha experiencia en perros maltratados y abandonados y cuando rescataron a Samara (así la nombraron después de rescatarla), sabían que muy poco se podía hacer por ella, realmente se encontraba en pésimas condiciones.

Y es que la vida de esta pobre perrita en las calles fue lo más parecido a un calvario, lleno de rechazo, sufrimiento, hambre y todo lo que supone el peligro en la intemperie, a temperaturas inhóspitas, sin techo ni amor.

Una comenta: “Cuando mi esposo vio la foto de este perrito “zombi”, no solo se sorprendió, sino que sacudió su mundo”

EMPEZANDO SU RECUPERACIÓN

Ellos en su hogar ya contaban con tres perritos que también fueron rescatados de las calles. Y para Samara fue decisivo el apoyo de la manada.

“Tratar con nosotros los humanos fue un asunto completamente diferente. Que nosotros camináramos, nos moviéramos, e incluso levantáramos apenas la voz para llamar a los perros, le daba pánico y se encogía en una esquina”, sostiene Una.

El estado de salud era grave así como también sus traumas. Así que decidieron primero curarla con baños medicinales, antibióticos, y tratando día a día pacientemente sus heridas que suturaban del peor modo.

Fue así que con el tiempo su piel sana, la sarna solo era cosa del pasado. Ahora solo quedaba sanar sus problemas mentales.

CON AMOR TODO SE PUEDE

La sabia pareja decidió darle todo el tiempo del mundo para que viera con sus propios ojos que después de llamar a un perro, mover una mano, reírse, o levantar la voz para decir cualquier cosa, no necesariamente venía un acto de abuso hacia su pobre cuerpo.

Samara quedó con visibles cicatrices en su rostro, que sirven de recordatorio de su pasado, pero su alma va sanando y da pasos mínimos que suponen la gloria para sus dueños abnegados

Tras dos años de su rescate, los avances han sido enormes, ahora tiene una gran sonrisa en su rostro. Y en el momento menos pensado sucedió un milagro que dejó entre lágrimas a Una.

Samara dejo que la toque por primera vez, Una se sentía feliz no pierde las esperanzas de que algún día se acurruque junto con ellos en su sofá.

Deja un comentario

Ad Blocker Detected!

Refresh

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad