Conoce los terribles errores que cometemos al regañar a nuestro gato

Regañar a nuestro gato de manera incorrecta, podría dañar la relación que tenemos con él, por  eso es necesario reconocer los errores que se cometen para garantizar el bienestar de tu mascota y el tuyo también.

Educar siempre es una tarea complicada, así es que se debe tener mucha paciencia si es que nuestro gato ha hecho algún desastre. No debemos descargar nuestro estrés con nuestro felino que está aprendiendo a convivir con nosotros.

Debemos aprender a controlarnos para no dañar psicológicamente a nuestro minino ya que podría terminar desarrollando problemas de comportamiento.

A continuación te nombramos algunos errores que solemos cometer con nuestro gato:

No permitir a nuestro gato comunicarse en su propio lenguaje

Debemos aprender sobre el lenguaje felino para comenzar a entender realmente al gato.

Por ejemplo, cuando un gato rasca o bufa algo que le molesta es porque es su manera de comunicar que le molesta. Si lo reñimos por eso, es una manera de no permitirle demostrar sus sentimientos y en cierta manera lo estamos limitando.

 Así mismo, si maúlla más de lo normal, encuentra la causa que lo provoca antes de regañarlo

 Ellos necesitan de estos gestos para expresar así que debemos de razonarlo y entender que no lo hacen por molestarnos a nosotros, sino que es su manera de funcionar.

Gritarle o agredirle físicamente

Por lo general,los gatos no entienden el enfado desproporcionado del humano. Es decir, si han hecho algún desastre  y les comenzamos a gritar se van a sentir confundidos y van a asociarte con experiencias negativas, lo que podría causarle sentimiento de miedo que perjudique su relación. 

Es importante que no les gritemos. Si han hecho algo mal, hay otras maneras de hacérselo entender como por ejemplo ignorar al gato o no jugar con élpara que entienda que estás enfadado.

Obligar a que huela sus heces o su orina

Si es que tu gato hizo sus necesidades  en  un lugar inapropiado, hacerlo oler sus desechos no permitirá  que éste entienda el error que cometió, sin embargo, esto puede resultar en una intimidación innecesaria y cruel.

Ser incoherente con el gato

Con esto queremos decir que si vas a educar a un gato tienen que mantenerte coherente con tu modo de actuar. Si no le permites comer  de la mesa, no se lo permitas nunca  ya que si se lo permites un día y otro día no, el gato no va a captar el aprendizaje que le quieres dar.

Regañar a tu gato demasiado tarde

Por regañar al gato ya entendemos que es hacerle entender que algo ha estado mal y no a través de gritos sino de no hacerle caso durante un tiempo, no jugar con él etc.

Por lo tanto, si vamos a darle esas señales de que algo ha estado mal tiene que ser después de que ocurra lo que nos ha molestado. Si lo hacemos un día después el gato no va a asociar una cosa con la otra y va a estar totalmente confundido. Si lo reñimos tarde, nuestro gato comenzará a confundirse y empezará a vernos como un elemento que le aporta inseguridad.

Deja un comentario

Ad Blocker Detected!

Refresh

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad