Conoce a “Leo”, el perro que sobrevivió a un parricidio

Leo es un pequeño perro que sobrevivió al ataque de un hombre. Su ama de unos 86 años de nombre Nuria Gonzales fue atacada a puñaladas  por su propio hijo.

Leo a pesar de ser pequeño trato de defender a su ama del agresor recibiendo varias puñaladas y diferentes golpes, y hasta un ojo afuera.

Estos hechos ocurrieron en Vallobin, un barrio de Oviedo y fue el propio asesino quien llamo a la policía para entregarse

El can sobrevivió milagrosamente al ataque. Ahora ya restablecido de sus heridas busca un nuevo hogar, ajeno por la batalla que se ha emprendido por su custodia.

 Leo, ahora es un objeto de polémica. Él esta acogido por “Mundo Vivo”, pero el albergue de animales de Oviedo lo reclama; pues asegura que salió de sus instalaciones de forma irregular.

Leo tiene 10 años y pesa entre 5 y 6 kilos. Llegó muerto de miedo, pero ahora es muy juguetón y un poco “cochino”.

“Tiene miedo a los varones, no es para menos después de lo que ha pasado, pero está muy apegado a las mujeres”,   explica el veterinario Bernardo, que es con quien Leo tiene vínculo ahora.

“Leo como es un perro activo y muy cariñoso, que solo necesita que le den cariño y confianza”. Sostiene el veterinario.

Gran batalla por su custodia

Leo ha pasado un auténtico calvario desde que sufrió el ataque. Luego fue enviado a una perrera como si fuera un perro extraviado.   

Estuvo ocho días según como marca la ley, pero ningún propietario lo reclamo. Posteriormente  paso al Ayuntamiento de Oviedo, donde fue castrado tal como lo marca el protocolo.  

“Con ‘Leo’ pasa esto: el chip está a nombre del hijo de la difunta, el mismo que le atacó y que está en prisión. Así que obviamente nadie lo reclamó”, explica Luis Bernardo.

Cumplido el plazo legal, Mundo Vivo solicitó la cesión del animal, con la intención de llevarlo a su sede y ayudarlo a restablecerse completamente, para posteriormente darlo en adopción.

Lo que no esperaba la asociación es que, una vez que “Leo” estaba ya bajo su custodia, el nuevo gestor del albergue les exigiese la devolución del animal.

“Nos ha dicho que el perro está inmerso en un proceso judicial y que si no lo devolvemos nos puede acusar de robo”, asegura Bernardo que, no obstante, se muestra tranquilo por tener el documento legal de cesión por parte del Ayuntamiento de Oviedo.

¡Por amor a Leo!

Pese a las presiones que están recibiendo desde el albergue de animales, los miembros de Mundo Vivo no han pensado ni por un momento en entregar a “Leo” al gerente de la perrera. 

“No pueden pretender devolverle la propiedad a la persona que mató a su dueña y que le dio cinco puñaladas al propio ‘Leo’, que además es una persona que está en la cárcel.

Tampoco pueden pretender tener al perro cinco o seis años en la perrera, pasando frío y penalidades, cuando puede tener un buen hogar”, exclama Luis Bernardo.

Por ello, la asociación sigue adelante con sus planes de dar a “Leo” en adopción, y piden a todos los interesados que se pongan en contacto con ellos a través del Facebook.

El correo electrónico de la ONG es:  [email protected]

Deja un comentario

Ad Blocker Detected!

Refresh

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad